Translate blog...

Volar…


… nunca fue tan económico (ni tan doloroso). No, no hablo de contratar compañías de bajo coste a la hora de viajar, hablo de que un morlaco de 672 kilos te empitone y te lance por los aires.
Eso mismo es lo que le ha pasado al torero mejicano Ignacio Garibay este fin de semana en “Las Ventas”. El toro le ha arreado una cornada de 25 centímetros en el muslo (ya quisieran muchos esos centímetros para su miembro) que dicen le causa un poco de malestar y picor por las noches (son muy duros los toreros).
Lo cierto es que hay muchas cosas en esta vida que me cuesta entender, aunque las dos que más difíciles se me hacen de asimilar son ponerse delante de una res brava y golpearse los genitales con una piedra (hay quien dice que esto último también es arte). Está claro que para gustos colores…
Bueno os dejo el video en cuestión y un par de cornadas más que harán las delicias de los que gusten de imágenes fuertes. Dentro videos.
Recordad: Los únicos pitones a los que me acercaría son rosaditos y deliciosos…


0 comentarios:

Publicar un comentario